A algunas personas se les facilitan los idiomas más que a otras, independientemente de C. I. o grado académico. La clave está en la constancia, en la automotivación, en la puntualidad, en el deseo de participar, en el estudio en casa y en la actitud de practicar el idioma meta en cada oportunidad, dentro y fuera de la clase. En el CIS no ofrecemos aprendizaje mágico. El curso completo es de 6 niveles a partir de la inscripción ante la SEGEY.

Sin embargo, tras graduarse, el estudiante puede continuar en nuestros niveles avanzados, gozando de un 50% de descuento en colegiaturas. Cada nivel puede tomarse en forma trimestral. De acuerdo con enfoques pedagógicos de vanguardia, es el alumno el principal responsable de su propio aprendizaje.

 

El CIS crea las condiciones para que dicho aprendizaje tenga lugar y nuestros profesores guían dicho aprendizaje en forma activa, pero la disciplina, como bien se dice, es más importante que la inteligencia y que el talento. Esta pregunta tan común carece de respuesta fija fuera de “depende”, pues uno nunca deja de aprender ni siquiera su propia lengua nativa.